sábado, 2 de mayo de 2009

Viento en popa, a toda vela


Fuimos a la reunión con el pediatra con la firma intención de dejarle hablar. Cuando llegamos nos encontramos en una reunión con el prediatra, la psicóloga, la subdirectora del centro y dos trabajadoras sociales de Meniños.
Aquello parecía el tribunal de una oposición.
Seguíamos decididas a dejar que hablaran ellos cuando nos pidieron que les contáramos las expectativas que teníamos.
Así que empezamos a contarles la idea que nos habíamos hecho del niño según el informe que nos había proporcionado Meniños y parece que se quedaron contentos.
Dijeron literalmente que "sabemos donde nos metemos", cosa que me parece optimista. Los niños son seres humanos y nada es lo que parece con los seres humanos.
Al día siguiente dijimos oficialmente que sí y C., la chica que nos lleva el expediente en Meniños, nos sorprendió diciéndonos que pasará al pleno de la comisión de tutela el miércoles que viene y empezaremos el periodo de adaptación el lunes siguiente.
Si eso es verdad, esta semana que empieza será mi última semana de trabajo antes de la baja.
Yo no las tengo todas conmigo. Creo que la comisión va a poner pegas o por lo menos a hacernos sufrir un poquito. Y habrá en algún momento algún problema administrativo, ¿no? se perderá un papel o alguien no hará su trabajo o se pondré enfermo, o faltará algo.
A ver qué pasa.
No nos dieron mucha más información sobre el niño, salvo que se llama Número Tres (¡Ja! ¿Creíais que os iba a revelar el nombre? Pues no, este blog es anónimo!!) y nos aclararon un par de cosas del informe que no comprendíamos o que parecían contradictorias.
Una cosa que sí quiero deciros es que pasó algo mágico. Al entrar al centro vi un niño que se sostuvo la mirada y me siguió con la vista y tuve la corazonada de que era él. Mi querida esposa no lo vio y cuando se lo conté no quiso dar la vuelta. Luego, al salir del centro lo volví a ver otra vez y otra vez mi querida esposa no lo vio aunque le di un codazo (no le pude avisar de palabra porque estábamos con la gente de Meniños).
Estoy segura de que era él.
Y era muy guapo.
Imagen: la palabra inglesa "love" con la l como tallo de una flor. Hace meses que no meto las fotos en el ordenador.

7 comentarios:

Lau... dijo...

Que ese tallo siga creciendo hasta tocar las estrellas.

Besos miles.

mj dijo...

Me alegro muchísimo de que todo vaya rodado. ¿sabeis el sexo y la edad del peque?. Que bonito tiene que ser ese encuentro. Un beso fuerte a toda la familia.

encantada dijo...

He leído el post dos veces para disfrutarlo. Seguro que va todo muy bien, nada de papeles perdidos ni esperas inútiles, que ya habéis tenido bastante. Mucha suerte con la adaptación, espero que nos cuentes :)

Ines dijo...

Bueno chicas, felicidades, y me alegro un montón, ojalá vaya todo muy bien y rapidín. Y que esa corazonada se cumpla.

Ines

Euge dijo...

Que ilusión!!!
Sé que no comento nunca, pero me encanta leerte.

Un beso grande

Mar dijo...

ENHORABUENA!!!!!

"Número tres" es muy querido ya!!
Un beso. Mar

Bego dijo...

Hola!

Por fin se va a hacer realidad, felicidades! casi nunca comento, pero me gusta leer este blog.
Hace poco mi sueño también se cumplió y desde entonces vivo en una nube.
Que vuestro "número tres" os dé tantos momentos de felicidad y vosotras a él como los que vivimos ahora mi pequeña familia y yo.
Un beso